sábado, 18 de diciembre de 2010

Una semana intensa

Pues sí, esta semana ha sido bastante intensa, como suelen ser los últimos días del mes de Diciembre para muchos, ya sea porque en el trabajo todo mundo quiere dejar cerrado cosas, o bien, intensa en el sentido de que para muchos el mes de Diciembre implica fiestas, borracheras, reencuentros y por supuesto un cúmulo de emociones casi siempre agradables.

En mi caso en esta semana la intensidad ha sido una combinación de las dos situaciones. Por un lado, en la universidad, trabajos de investigación pendientes que se tenían que cerrar, andar corriendo de arriba abajo intentando convencer a directores de academias para que nos dejaran pasar entrevistas a la gente. Hacer y rehacer análisis estadísticos intentado cerrar artículos de investigación.  Además de lidiar con todas las gestiones administrativas para la renovación del permiso de residencia, la firma del pase a contrato de la beca de investigación, y un par de cosas más que siempre surgen al final, justo cuando uno está preparándose para marcharse de vacaciones.

Por otro lado, lo mejor de la vida, es decir, compartir con buenos amigos una deliciosa comida como por ejemplo:

video

Definitivamente ésta fue una comida muy especial, no sólo por la paella que estaba riquísima y el vino francés (con una historia "gamberra") que era de un sabor exquisito, sino más bien por el momento y la agradable charla que compartimos Roger y yo con Manolo. Para mí esa comida era no sólo el significado del comienzo de los días de Navidad, de compartir con la gente que uno aprecia, sino más bien ese momento me permitió darme cuenta que por más diferencias que puedan haber entre algunas culturas en la forma de relacionarse con sus semejantes y en muchas cosas más, la calidez humana y los principios de vida de cada persona, al final es lo que hace la diferencia.

En fin, esa solo fue la primera de más comidas y cenas, entre cumpleaños de amigos, comidas "internacionales" y comidas de Navidad, como tal. Y ya para cerrar esta semanita y para despedirme de "Granaá" por unos días, nos deleitamos con una par de horas de....?? podríamos llamarle jazz??, gracias a la ex-compi de master Laura, que por supuesto hay que reconocer que canta bastante bien, aquí les dejo solo una probadita ;-)
video


Y después de todo esto,  ahora me toca ponerme a hacer las maletas....


No hay comentarios:

Publicar un comentario